Skip to content
06/14/2016 / José Quintás Alonso

El texto ‘Encrucijada Racional y Vital’ avanza en el ‘Diseño Social’

José Quintás Alonso, autor de los textos, se centra en intentar modelizar el comportamiento humano según el diagrama Estado Real-Estado Deseado, para a continuación e invocando a Laplace y su descripción de las órbitas de los planetas prescindiendo del hecho de que estén habitados o no, plantear que la sociedad muestra un comportamiento a medio plazo que aún dependiendo de las decisiones humanas, no lo hace de forma total. Dicho de otra forma: más ingeniería, menos creencia política

Publicado en España el 13.06.2016 10:42:24 en Nacional , Literatura , Sociedad , Ciencia General

Foto de Encrucijada 

Con Encrucijada racional y vital, editado en Bubok, el autor piensa lograr tres objetivos.

En primer lugar, situarse ante su nueva condición (después de más de 39 años cotizados, se ha jubilado). Le parece que es tiempo que pide abandonar unas actividades y emprender otras, tiempo de reflexión, de sistematizar, de escribir, de contemplar, de sentir, de buscar. “¿En qué se basa la actitud de que hoy todo está claro, todo es simple, todo está contestado? ¿Cuál es el sentido de la vida? ¿Cómo es que soy consciente? ¿Podemos hacer lo que hace la humilde lechuga? ¿Cuándo una organización humana es mejor que otra? La respuesta a esas y otras preguntas ni está clara, ni es simple, ni es única; sabemos mucho e ignoramos muchísimo más. Materia oscura’, afirma José Quintás Alonso, autor de Encrucijada racional y vital.

En segundo lugar, desea dejar algo -como Ryookan- y por ello profundiza en el Diseño Organizativo de la Sociedad (DOS) buscando modelizar el espacio de fases macroscópico o social, tomando para ello el razonamiento introductorio a la Física Estadística que hacen Landau y Lifshiz, al tiempo que se exploran, desde esta perspectiva, los datos de Poke London (Global Rich List), caracterizando al punto humano por dos coordenadas ( intencionalidad y activos) que posiblemente permitan un tratamiento estadístico.

Es un paso más en la dirección iniciada por el autor años atrás, a saber: buscar las herramientas adecuadas y las bases teóricas para, siguiendo el método científico, iniciar la construcción de una rama de investigación social de tipo básico o fundamental que arroje luz, que permita construir una teoría que, dados los enormes costes humanos, en términos de sufrimiento, de la experimentación social, utilice la simulación para validar.

“Esta disciplina podría denominarse Diseño Organizativo de la Sociedad y debería superar la realización de los diseños de la sociedad mediante el método de Comité, Intuición y Creencia que practican los partidos políticos y las religiones en general, incluyendo la Religión Civil, por supuesto”, afirma nuevamente José.

En tercer lugar, busca expresarse y, a ser posible, comprenderse -¿cuarto objetivo?- pues como dice Cveto Marsic, “La necesidad de expresión no tiene una explicación racional, es íntima, instintiva. Es un impulso primigenio que nace desde la experiencia vivida, desde dentro hacía fuera. Es única, personal, íntima, aunque trate de realidades que forman lo no personal”.

De forma que en ese texto hay páginas para la elaboración interior de un bosquejo teórico sobre lo exterior ( en este caso, sobre la organización de la sociedad), al tiempo que, en ocasiones, se muestra la percepción de lo que sea que está dentro de él. Acaba citando un conocido haiku: ‘Sobre la nieve, cae la nieve. Estoy en paz’.

 

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: