Skip to content
09/15/2013 / José Quintás Alonso

Que si, que algo se mueve.

Hace unas semanas comenté a unos amigos que había visto algo insólito. en Blanco Ibáñez había abierto una Inmobiliaria!. Después de años de ver como cerraban…es bien sorprendente y opinaba que podría significar algo. Hubo diversos comentarios pero ninguno que implicara un apoyo a mi tesis.
Hace unos días me comentó una persona que había vendido una propiedad por un precio muy inferior a lo que valía en 2007,¡ pero aún había ganado con respecto a su coste y añadiéndole un 60% más de IPC, intereses…!. Le comenté lo de la inmobiliaria, pero no opinaba lo mismo que yo ( bien es cierto que, estando relacionada su actividad con la construcción tiene motivos para la depresión!).
El 15 de septiembre de 2013, el País muestra este titular: ” Docenas de fondos de inversión aterrizan en España en busca de gangas inmobiliarias”, si bien le añade en negrita y tipo de letra grande: “Un país en venta”, quizás por aquello de que las construcciones solamente deben de ser compradas por los aborígenes…no se. Cierto es que, los precios de la construcción se han moderado, han bajado…¿no se deseaba eso?. ¿No parecía excesivo que la deuda pasara a los hijos?.
Bueno, pero a lo que vamos: se comienzan a vender propiedades inmobiliarias, que se comienza a vender ladrillo (que es distinto de que se vuelva a construir!!!).
Este dato no implica el fin de la crisis, por si sólo…dice bien poco, pero es mejor que su negación:
Es mejor que se abra un local y se genere uno o más puestos de trabajo…que no se abra.
Es mejor que se venda una propiedad con ganancias moderadas…que no se venda.
Es mejor que vengan inversores foráneos…que no haya quien compre (ni de dentro ni de fuera).
Que si, que algo se mueve.
El 16 de septiembre, Expansión dice en portada:
Expansión160913
Remontándonos a días anteriores, concretamente al 6 de septiembre, el índice Fedea presentaba este aspecto:
IndiceFedea060913

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: