Skip to content
10/01/2015 / José Quintás Alonso

Posiblemente, el método de “Prueba y Error” es superior a “Comité, Intuición y Creencia”

Recientemente he publicado en la editorial Bubok, dos textos:

NCEI

En “España, ¿hacía el estado SCUM?” (español e inglés), doy a conocer el manifiesto SCUM, redactado por Valérie Jean Solanas ( Ventnor, New Yersey, 1936). Presento parte del texto del mismo, dando a conocer la visión que Valérie tenía de la mujer, de las tareas a realizar por las mujeres, de la sociedad futura, del papel de los hombres en esa sociedad SCUM … No se ahorra al lector ningún motivo de sorpresa y se sugiere el contrasentido que supone la vigencia larvada del citado manifiesto, tal como se reconoce por parte de algunos centros feministas radicales e incluso en algunos aspectos de la LIVG. Al texto del Manifiesto se unen direcciones de sites en Internet o gráficos, con la finalidad de dar a conocer la vigencia otorgada a este manifiesto, tan sorprendente como categórico en sus afirmaciones. El texto ofrece una excelente oportunidad para llamar la atención sobre algo fundamental: la LIVG no contempla la Violencia de Mujer a Hombre, como tampoco se explica porque no puede darse Violencia de “Género” –¡concepto sumamente confuso!- sin que haya o haya habido relaciones afectivas; es conveniente repensar estos temas al calor de las evidencias empíricas (¿cómo seguir negando la violencia bidireccional?), no ideológicas, y buscar la armonización con los países de nuestro entorno.

En “No casarse es insuficiente” relato mi inmersión en el mundo que rodea a algunos de los procesos contenciosos de divorcio en juzgados de Familia, procesos que pueden verse influidos, indirecta pero muy directamente, por la Ley Integral contra la Violencia de Género (LIVG). Son pocas páginas que pretenden recoger el “estado del arte” y falsar algunas de las hipótesis al uso o ampliamente extendidas, “políticamente correctas” y racionalmente insostenibles. Es un texto crítico con la realidad circundante: “El Emperador va desnudo”, con perdón.

Podría decirse más en una sinopsis, pero quizás es mejor proponer leer el/los textos; lectura que, de forma especial, se recomienda a aquellos/as que se dedican a la política y que dictan y aprueban Leyes producto de “Comité, Intuición y Creencia”, olvidándose -además- de adjuntar un mínimo juego de indicadores, vigente mientras vigente esté la Ley, que permita ver si el resultado de su aplicación es el esperado y/o si tiene consecuencias graves, supuestamente no buscadas.

La reforma de la LIVG y Leyes relacionadas que regulan los divorcios, separaciones y distribución de bienes gananciales, así como régimen de custodia y patria potestad, deben ser analizadas por la clase política a la luz de las evidencias empíricas y de principios rectores fundamentales, a saber: igualdad ante la Ley y presunción de inocencia.

Si se desea adquirir algún ejemplar (¡titánica empresa!), dirigirse a Bubok (www.bubok.es ).

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: